Política de Cookies: Este sitio web utiliza cookies. Si continúas navegando aceptas el uso de las cookies. Más información. ACEPTAR

Categorías

Llenadoras de polvo 

¿QUÉ IMPORTANCIA TIENEN LAS LLENADORAS DE POLVO PARA LA INDUSTRIA?

Las cápsulas de gelatina dura son la segunda forma farmacéutica sólida de administración oral más frecuentemente utilizada, después de las tabletas o comprimidos. Están formadas por dos piezas de consistencia dura o suave compuestas de gelatina, que normalmente contiene una dosis del/los principios activos.

Al igual que las tabletas o comprimidos presentan algunas ventajas que justifican su uso extendido: presentan una gran estabilidad física, química y biológica; contienen la dosificación exacta; la liberación de sus ingredientes es fácilmente controlable; tienen bajo costo; son insípidas.

Las cápsulas de gelatina dura, en principio, están diseñadas especialmente para el uso oral, pero este uso no es exclusivo. Por otro lado, en su interior pueden contener polvos, gránulos, esferas, líquidos o geles.

En una sociedad en la que el tiempo parece oro y cada minuto cuenta, es muy importante que las industrias y empresas cuenten con maquinaria que agilice el proceso de producción. La necesidad de distribuir medicamentos a nivel mundial es evidente y, en este sentido, la tecnología es un gran aliado para lograr este cometido.

Las máquinas encapsuladoras que se utilizan para la producción industrial se denominan llenadoras de polvo/de cápsulas. El objetivo de este tipo de máquinas es el de maximizar la cantidad de producción, mejorar la calidad de los productos y eficientizar el trabajo.

PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS DE LAS LLENADORAS DE POLVO

Existen dos sistemas para medir la dosis con la que se llena una cápsula: el método dependiente y el método independiente.

En el método dependiente, se utiliza el cuerpo de la cápsula para medir directamente la dosis de polvo mientras que, en el independiente, se utiliza un dispositivo por separado que se encarga de dosificar la cantidad exacta de polvo.

Sin importar el tipo de máquina de llenado que se utilice, las operaciones básicas para el llenado de una cápsula de gelatina dura son las siguientes:

  1. Montaje de las cápsulas en la base
  2. Separación
  3. Dosificación
  4. Ensamblaje de las dos partes
  5. Liberación de la cápsula llena

Por otro lado, existen dos tipos de máquinas para el llenado de cápsulas, las automáticas y las manuales:

Máquinas automáticas

Son las que se utilizan para producir a escala comercial. En este caso, las operaciones de llenado se realizan automáticamente mediante sistemas que facilitan la alimentación, separación, llenado y ensamblado de las cápsulas.

Se estima que la capacidad de llenado de los equipos automáticos va de 9000 a 150 000 cápsulas por hora.

Máquinas manuales

Generalmente, las constituyen un par de placas metálicas o plástico con perforaciones, cuyo diámetro depende de la cápsula que se utilice. Para el llenado de cápsulas vacías se introducen en los orificios, manualmente o con la ayuda de algún dispositivo de carga que también las alinea.

Los cuerpos de las cápsulas se fijan a la placa gracias a la ayuda de unos tornillos, lo que facilita el desprendimiento de la tapa mediante la retirada de la tapa superior. Una vez se han alineado los bordes de los cuerpos con la superficie de la placa inferior, se procede al llenado de los cuerpos.

Para ello, se vierte sobre la placa el polvo y se extiende con una espátula hasta que todos los cuerpos están llenos. Finalmente, para completar este proceso, se coloca la placa superior sobre los cuerpos llenos. Esta tapa contiene las tapas de las cápsulas, hecho que permite el ensamblaje mediante presión manual.

Normalmente, los equipos manuales están destinados para el llenado de cápsulas a pequeña escala, para ensayos clínicos y la investigación, y para el desarrollo de nuevas formulaciones.

La capacidad de alojamiento de los equipos manuales por placa, a diferencia de las llenadoras automáticas, va de 30 a 300 unidades, por lo que su capacidad de producción es notablemente inferior. (dependiendo también de la habilidad del operario)

¿CUÁLES SON LAS PRINCIPALES VENTAJAS DE ADQUIRIR LLENADORAS DE POLVO?

  • Fácil limpieza y mantenimiento.
  • Pueden llenar diferentes materiales como son polvos, microgránulos, y combinaciones de estos.
  • Control de peso preciso en el llenado.
  • Muchas cuentan con PLC (Programador Lógico Computarizado).

De no ser así, EMJUVI puede hacer nueva toda la instalación, integrando un PLC

  • Pueden ser usadas con diferentes tamaños de cápsulas.

BENEFICIOS DE COMPRAR LLENADORAS DE POLVO DE OCASIÓN EN EMJUVI

Usualmente, adquirir una nueva maquinaria para nuestro negocio implica un gasto económico enorme y no siempre contamos con la solvencia necesaria para realizarlo. Afortunadamente, podemos encontrar maquinaria de buena calidad en los mercados de segunda mano.

Si desea adquirir llenadoras de polvo a un costo accesible, le interesará saber que en Emjuvi contamos con diferentes alternativas para tu negocio. Tenemos maquinaria de la más alta calidad para las labores más exigentes.

Muchos de nuestros equipos son prácticamente nuevos y se encuentran en condiciones óptimas para realizar el trabajo. Tenemos otros con muy poco uso y algunos más que han sido reacondicionados para seguir funcionando.

En nuestro catálogo podrá encontrar maquinaria industrial en excelentes condiciones sin tener que hacer una inversión económica considerable.

En Emjuvi le garantizamos su compra y le ofrecemos un acompañamiento profesional para que este funcione eficientemente. Encontrará que algunos de nuestros productos son tan nuevos que, incluso, aún cuentan con garantía de fabricante.

Acérquese a nosotros. Contamos con más de 50 años de experiencia para brindarle a nuestros clientes la maquinaria que requieren por el costo que pueden permitirse.